QUE ES COADICTO

Que es coadicto

Coadicción

La coadicción es un particular vínculo de dependencia de carácter emocional que desarrollan algunas personas que mantienen una relación muy cercana con alguien que padece algún tipo de adicción, pero que, además, está entre sus afectos más estables.  Dicha dependencia puede ser al consumo de alcohol, drogas, o conductuales como la adicción a los juegos, compras excesivas, etc.

Por tanto, es conveniente conocer sus características para detectar a tiempo si personalmente tenemos en desarrollo esa conducta o alguna otra persona de nuestro entorno. Una conducta que va más allá de la preocupación normal que surge cuando una persona cercana manifiesta síntomas de alguna dependencia.

Características

Se trata de un comportamiento muy complejo que altera tanto a la persona que lo desarrolla como a quienes conforman su círculo más inmediato y que puede llegar a modificar la forma habitual en que el coadicto afrontaba su quehacer cotidiano. Se desarrolla de una manera progresiva y comienza a presentarse cuando el paciente adicto muestra las primeras manifestaciones de su adicción. Pasa por la negación inicial que esa persona muy cercana hace de esos primeros síntomas a los cuales trata de subestimar, restar importancia y disimular ante otros miembros del entorno

Luego llegan tiempos de mayor tormenta donde la persona cercana comienza a encarar la situación e indaga, censura al adicto, surge la desconfianza, aunque trata de lograr su compromiso de abandonar su adicción. En esta etapa los intentos y reincidencias van de la mano y van dando paso a que esa persona cercana alcance niveles importantes de intervención en la vida del adicto en la medida que su adicción lo va despojando de sus herramientas para discernir convenientemente sobre sus emociones y obligaciones. Se desarrolla una disposición obsesiva por controlarlo y cambiarlo. Se perfila de esa manera la compleja figura del coadicto.

Todo este proceso da lugar a que el coadicto pierda control sobre su vida, su tiempo deja de pertenecerle, descuida sus intereses personales, sus requerimientos vitales, se aísla socialmente, su estado anímico llega a depender del ánimo que manifieste el adicto y llega incluso a desarrollar resentimientos hacia la persona adicta y a desarrollar estados depresivos importantes. De alguna manera, el coadicto permite que la conducta del adicto le perturbe, y vive sumergido en la obsesión de cambiarlo mediante controles y herramientas con un alto grado de patología.

Protagonistas más frecuentes de la coadicción

Esa relación patológica se desarrolla con frecuencia entre padres e hijos y conduce a que en muchos casos los padres sobre controles la vida de los hijos, sobreprotegiéndolos, invadiendo sus espacios y su tiempo. Lo peor es que la mayoría de las veces no logran detener la adicción, a pesar del sufrimiento, de los desvelos, y finalmente terminan convirtiéndose en coadictos.

La Coadicción se desarrolla también con frecuencia entre parejas. De hecho, el estudio de ese comportamiento patológico, que hoy en día está vinculado a un gran abanico de adicciones, surgió en trabajos de investigación sobre parejas donde uno de sus miembros era adicto al consumo de alcohol.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir